Participants Reviews

All reviews are written in Spanish. Sorry for the inconvenience!
  • Ha decir verdad, me ha cambiado la vida en diferentes aspectos. He encontrado una terapia que me entusiasma, tanto para el paciente como para el profesional. Es otra forma de entender no solo el cuerpo sino también el espíritu y el ambiente que nos rodea. Ha sido una muy buena decisión el animarme a compartir esos días con vosotros, el estar al lado de dos profesionales ante los cuales "me quito el sombrero".
    ~ Nora Antoñana, podóloga especialista en biomecánica (Errenteria, Guipúzcoa)
  • Me ha encantado que una parte de nuestro cuerpo, tan importante como es el cráneo, columna vertebral y sacro, tan delicada y que nos da tantos problemas, se pueda trabajar en ellas sin agresividad y sin brusquedades. Poder sentir el movimiento, el ritmo y las sensaciones de la otra persona me ha impresionado y a la vez ha crecido mi curiosidad por saber más.
    ~ Antonia, ama de casa (Málaga)
  • El curso me ha resultado totalmente positivo, incluso me ha sorprendido gratamente pues no esperaba que fuese tan completo y tan intenso. Todo el curso me ha parecido que estaba trabajando de un forma profunda, una palabra que Alberto nos ha ido metiendo poco a poco en nuestra cabeza, y a mi me ha calado profundamente.
    ~ Mª Antonia, monitora de Gimnasia - Masajista (Bilbao)
  • He disfrutado del curso y felicito a Alberto y Greta por todo la dedicación y energía que ponen en transmitir no solo las técnicas, sino la esencia del tacto sanador. El lugar en la naturaleza en que se hace el curso ayuda a pasar una semana renovadora.
    ~ Rosa, Maestra de Reiki y Polaridad
  • No utilizo el craneosacral profesionalmente pero el curso me ha ayudado a sentir lo que el tacto tiene de poder sanador.
    ~ Josep, profesor de yoga y empresario ( Barcelona)
  • La terapia cráneosacral, ha aportado en mi vida paz, serenidad, amor y comprensión. He dejado de preocuparme por las tonterías que antes me preocupaban. Mi escalera de valores ha cambiado muchísimo. A raíz de recibir terapia, he comprendido y aceptado muchos traumas, cosa que ha provocado en mi una calma y una serenidad indescriptibles. También a través de las sesiones he mejorado la relación con mi madre. ahora la perdono, la comprendo, la acepto y la amo. entre ella y yo hay un gran abismo, pero con las sesiones de cráneo-sacral nos vamos uniendo poquito a poco. He dejado de pelear y de discutir por tonterías. Lucho por lo que realmente merece la pena. No quedo con la gente con la que no quiero quedar, no hago nada por compromiso, o por quedar bien con alguien. He empezado a pensar más en mi.
    ~ Jessica Melich - Administrativa y terapeuta (Amposta)
Facebook Twitter G+ Compartir